Dolor de muelas sin caries

Muchas veces presentamos un dolor de muelas y creemos de una vez que pueda tratarse de una caries. La cultura nos ha llevado a siempre asociar cualquier molestia o dolor en la dentadura con las caries o una “muela picada”. Esto se debe a que poseemos un conocimiento limitado sobre otras dolencias y problemas que se atañen a la salud bucal. No todo es caries, en ocasiones nuestro dolor de muelas tiene otras causas, veamos cuáles son.

Infección

Verdaderamente ésta es una muy común. La infección bucal puede ser ocasionada por diversas causas tales como un mal cepillado, una cortadura de la cual no nos habíamos percatado, hongos, bruxismo, una mordida anormal, diabetes, encías inflamadas, mala higiene bucal, entre otras. Lo cierto es que el dolor de una infección bucal puede ser tan o más intenso que el de una caries medianamente avanzada. Todo depende de las causas de la infección en sí.

¿Cómo abordarla?

Una infección bucal puede ser tratada en casa si no es muy grave. Se puede optar por remedios caseros tales como la sal por ejemplo, la cual posee propiedades curativas que ayudan a matar la infección mediante buches. Cepillarse las 4 veces al día (es lo recomendable) es también una buena manera de decirle chao a las bacterias que puedan estar ocasionando la infección. Si existen otras causas, entonces lo mejor es ir al dentista para hallar la solución.

Enfermedad en las encías

La gran mayoría de las enfermedades en las encías se presentan en forma de inflamaciones, sangrados, enrojecimiento, e hinchazón sin razón aparente. También los problemas que les afectan pueden estar  conectados con enfermedades como la diabetes, en donde la solución está en un buen control de la glucosa para disminuir o eliminar el problema y además de eso prevenirlo de manera efectiva.

Calendario de embarazo, Todo sobre el embarazo

¿Cómo abordarlo?

Como existen muchas causas y enfermedades relacionadas con la salud de las encías como la hipertensión y diabetes, la forma de abordar el problema variará dependiendo del origen. Si es gingivitis por ejemplo, se debe proceder primero ir por a una limpieza bucal y luego por algunos remedios caseros que pueden servir para aliviar el dolor como lo son el bicarbonato de sodio, la cúrcuma, el tomillo y de nuevo la sal.

Bruxismo

El bruxismo es la acción de rechinar los dientes unos con otros fuertemente de manera constante ocasionando pérdida de material dental a largo plazo. El dolor de muelas debido al bruxismo es algo común, ya que los dientes al perder masa, se vuelven más vulnerables, sensibles y débiles. El bruxismo a su vez descoloca los dientes  de su posición original. El dolor de muelas con bruxismo es algo que generalmente ocurre en la noche y es muchas veces confundido con el característico dolor nocturno de las caries.

¿Cómo abordarlo?

El dolor de muelas sin caries y por bruxismo debe tratarse desde la raíz; así que ir al fisioterapeuta o al especialista es lo primordial en este caso. Cuando se tenga ese dolor insoportable de noche, opta por un analgésico o un pack de hielo sobre la mejilla.